Against The Gods Chapter 184

Advertisement

Antes de hoy, Yun Che nunca hab√≠a encontrado un arma m√°s poderosa Que la pesada espada que manejaba. Sin embargo, en el momento en que la espada pesada se estrell√≥ contra el General de Drag√≥n de Piedra, sinti√≥ como si una enorme monta√Īa hubiera ca√≠do del cielo para golpear en √©l .... De repente perdi√≥ todo sentimiento en su brazo, y la espada pesada vol√≥ en el aire. √Čl mismo se estrell√≥ contra la tierra, disparando como una flecha a trav√©s de la superficie del suelo, dejando detr√°s de una marca de casi sesenta metros en la suciedad.

!Bang! La espada pesada descendi√≥, golpe√°ndose milagrosamente al lado de sus pies, penetrando en la tierra duramente empacada. Sorprendentemente, una mella de dos pulgadas hab√≠a aparecido en la hoja de la espada. Despu√©s de que Yun Che se detuviera, todo estaba quieto. Su brazo estaba doblado hacia atr√°s en un √°ngulo horripilante. Era dif√≠cil saber si estaba s√≥lo severamente dislocada, o simplemente roto. "Yun Che ... Yun Che!" La Peque√Īa Hada lloraba en la parte superior de sus pulmones mientras su coraz√≥n se llenaba de ansiedad. Justo ahora, cuando Yun Che hab√≠a sido lanzado hacia atr√°s por el suelo, la hab√≠a sostenido firmemente contra su pecho. No se hab√≠a lastimado ni un poquito. Sin embargo, Yun Che hab√≠a sufrido claramente una grave lesi√≥n. Tal golpe habr√≠a sido fatal para cualquiera que no fuera √©l. Little Fairy sab√≠a que ella era la raz√≥n por la que Yun Che hab√≠a resultado herido. Si no hab√≠a estado tratando de protegerla, pod√≠a lidiar con el General de Dragones de Piedra con rapidez. Tal vez no hubiera logrado la victoria, pero al menos no habr√≠a sido tan r√°pidamente puesto en una situaci√≥n tan miserable. "Estoy ... bien ..."

Yun Che se esforz√≥ por sentarse. Su voz era ronca y un poco apagada mientras hablaba. Cuando se incorpor√≥, el General de Dragones de Piedra estaba a unos treinta pasos de distancia. Su brazo derecho a√ļn estaba torcido hacia atr√°s, y ya no pod√≠a sentirlo. Lo √ļnico que pod√≠a sentir era un dolor agudo en el hombro. "!D√©jame ir ... si no deseas morir, date prisa y d√©jame ir!" La miserable condici√≥n de Yun Che hizo que Chu Yuechan Visi√≥n para nadar. Ella simplemente no pod√≠a entender por qu√© √©l arriesgar√≠a su vida para protegerla ... arriesgar su vida y no tener nada de nuevo! La gente era ego√≠sta por naturaleza. Estimar la vida era un instinto. Ella realmente no entend√≠a por qu√© este joven misterioso pod√≠a tener tanto desprecio por su propia vida y su propio beneficio s√≥lo para protegerla. "!No ... de ninguna manera!" Dijo Yun Che gravemente, apretando los dientes "Si no me dejas ir ... !Me morder√© la lengua y me matar√©!" Las palabras de Chu Yuechan hicieron que las pupilas de Yun Che se contraeran. Inclin√≥ la cabeza para mirarla. Al ver su rostro decidido, su boca se crisp√≥ y de repente rugi√≥ en la parte superior de su voz: "Cierra el infierno arriba!" El furioso rugido golpe√≥ a Chu Yuechan pr√°cticamente sin sentido. ?Cu√°ndo alguien se atrevi√≥ a hablarle as√≠? Ella, que estaba tan arrogante en el √°pice de la pir√°mide de fuerza profunda, que miraba hacia abajo a toda la creaci√≥n? Todo el cuerpo de Yun Che temblaba. Mientras miraba fijamente a Chu Yuechan, √©l rall√≥, "Little Fairy, necesitas escucharme cuidadosamente. Por el momento, usted no es un practicante venerado a un paso de distancia del Reino Profundo del Emperador. Usted no est√° establecido por encima de las masas, ni tampoco es una hada congelada Asgard que puede mirar hacia abajo a todo el mundo. !Eres una ni√Īa d√©bil que ni siquiera se puede proteger! Como una ni√Īa d√©bil, s√≥lo hay una cosa que puedes hacer. Y es decir, para que un hombre te proteja!

"Ahora lo entiendo. Pateas a los hombres, b√°sicamente los odias hasta los huesos, los desprecias .... Bueno, es probable que no haya hombres de tu edad en el Imperio del Viento Azul que puedan estar a tu altura. Un d√≠a usted podr√≠a convertirse en la persona m√°s poderosa en todo el Imperio Azul del Viento, pero eso no significa que usted puede despreciar a todos los hombres! Incluso la m√°s poderosa de las mujeres debe tener un hombre a quien confiar a veces. !√Čse es obviamente por qu√© las mujeres y los hombres ambos existen en el mundo! Si a lo largo de su vida, una mujer rechaza a todos los hombres que deseaban protegerla, !entonces ella no terminar√° con nadie! Si eso sucede, incluso si ella est√° en la cima del mundo entero, ella sigue siendo nada m√°s que una mujer fracasada. Ella ni siquiera merece ser llamada una mujer completa ...

"En t√©rminos de fuerza, puedo ser miles de veces m√°s d√©bil que t√ļ, pero aqu√≠ est√°s, confiando en m√≠! Puedes buscar la muerte, puedes intentar matarte, o incluso renunciar. Pero no lo har√©. Porque soy un hombre. !Cuando un hombre debe proteger a alguien, s√≥lo la muerte puede detenerlo! "Yun Che se levant√≥ lentamente. Sin su brazo para sostenerlo, fue un poco dif√≠cil. "Quieres morir, pero yo no ... He seleccionado la espada pesada para poder cuidar de la gente que eleg√≠ proteger. La primera persona que cae bajo la protecci√≥n de mi pesada espada no es un miembro de la familia, ni un ser querido, ni siquiera un amigo. Eres tu‚Ķ. Si no soy capaz de defender a la primera persona a venirBajo mi protecci√≥n, ?c√≥mo puedo seguir usando la pesada espada? "Hoy apostar√© mi vida y mi dignidad para mostrarte, t√ļ que odias a los hombres ... ?qu√© es ... un verdadero hombre? "Yun Che abri√≥ sus ojos a su l√≠mite extremo mientras soltaba su grito ronco." "!Ehhhhhh!" Sacudi√≥ el lado derecho de su cuerpo, haciendo que el brazo dislocado se rompiera hacia adelante. Se hizo clic de nuevo en su lugar con un sonido de estallido .... S√≥lo tom√≥ un momento, pero el dolor era inimaginable. Sin embargo, Yun Che no hizo mucho fruncir el ce√Īo. Su brazo estaba ahora en su posici√≥n original, pero no pod√≠a ser movido hacia adelante. Agarr√≥ la empu√Īadura de la pesada espada y mir√≥ al general de piedra que se acercaba. Se ech√≥ a re√≠r, una risa sombr√≠a y aguda. "!Quemando ... Coraz√≥n!" Cuando las dos palabras salieron de su boca, sus ojos repentinamente se llenaron de un color rojo claro. La segunda puerta de Malas Venas Profundas de Dios - Burning Heart, una puerta que nunca se atrever√≠a a abrir bajo ninguna circunstancia, fue forzada por √©l en su estado m√°s debilitado. La acci√≥n de Che hizo que Jasmine se pusiera p√°lida en estado de shock. Ella abri√≥ la boca, pero luego inmediatamente baj√≥ las palabras que casi dejaron su boca. Mientras acced√≠a a la condici√≥n actual de Yun Che, se qued√≥ aturdida;Su visi√≥n se volvi√≥ nebulosa como una figura indistinta que siempre anhelaba apareci√≥ ante sus ojos. Su personalidad parec√≠a muy, muy parecida a la de su hermano mayor ...

Con el fin de proteger a los que debe proteger, en orden Para proteger su propio orgullo y honor ... Sabía lo que tenía que hacer, y sabía lo que pasaría si lo hacía ... Sin embargo, nunca vacilaría. Además, no había nadie que pudiera detenerlo ... Cuando "Corazón ardiente", la segunda puerta del Dios Maligno, se abrió, el cuerpo previamente agotado se llenó repentinamente de un vigor incomparable. Pero al mismo tiempo, también dio lugar a ondulaciones de energía inestables. Yun Che agarró la pesada espada y soltó un rugido de rabia. Lanzó la pesada espada hacia el nuevo General de Dragón de Piedra .... La hoja de la espada bailó con escarlata Phoenix Flames. "Phoenix Break!"

Este Phoenix Break no envió un ave fénix ardiente. Pero más bien, !una espada pesada y llameante! Las llamas bailaban locamente sobre la superficie de la hoja de la espada pesada, transformándose en un enorme fénix de acero. Se lanzó hacia adelante hacia el General de Dragón de Piedra mientras las llamas llenas de energía imparable ondulaban. Yun Che voló detrás de él. Como lo hizo, las llamas de Phoenix se desataron a su alrededor, mientras un par de resplandecientes y ilusorias alas de fénix brotaban de su espalda.

"Danza Empírica del Ala Fénix !!" A través del aire, la espada y el hombre!

La espada pesada apu√Īal√≥ en el pecho del General de Drag√≥n de Piedra, lanzando llamas estallando. Enormes lenguas de fuego envolvi√≥ al General de Dragones de Piedra, empujando su torso hacia atr√°s. La fuerza de la explosi√≥n hizo que el torso de Yun Che tambi√©n se doblara hacia atr√°s. Lanzado fuera de balance, perdi√≥ el control y se gir√≥ hacia el suelo. Se gir√≥ en el aire, mientras manten√≠a un brazo rodeado de forma protectora alrededor de Chu Yuechan. Su otra mano extendi√≥ la mano para agarrar la pesada espada mientras volaba hacia √©l. Una violencia viciosa brill√≥ en sus ojos mientras levantaba la pesada espada en alto ...

"Sky ... Wolf ... Slash !!"

"Haah !!!"

Un viento masivo surgió caóticamente, y un lobo azul aullando en el cielo brilló detrás de Yun Che. Cuando Yun Che blandió la pesada espada, el lobo se lanzó hacia adelante, llevando con él el poder suficiente para colapsar los cielos y aplastar la tierra.

BOOM BOOM BOOM BOOM ...

The Lobo carg√≥, dejando una profunda barranca en su estela cuando se lanz√≥ hacia adelante. En un abrir y cerrar de ojos, alcanz√≥ al Ca√≠do Drag√≥n de Piedra ca√≠do y se lanz√≥ contra √©l y envi√≥ al General de Dragones de Piedra volando en el aire. El inmenso poder del ataque golpe√≥ al General del Drag√≥n de Piedra a cien metros de distancia. Se estrell√≥ contra el costado de la monta√Īa y luego se desliz√≥ lentamente hacia el suelo. Las rocas y los escombros desmoronados llov√≠an sobre √©l, enterr√°ndolo completamente. S√≥lo su pesada espada se mantuvo en el exterior. Chu Yuechan mir√≥ en silencio mientras todo esto pasaba, aparentemente habiendo perdido la capacidad de pensar siquiera. ?Lo hizo ... funcion√≥? " ella dijo. Se sent√≠a como si estuviera en alg√ļn tipo de sue√Īo. A pesar de una lesi√≥n tan grave, a pesar de ser drenado de energ√≠a, Yun Che hab√≠a estallado repentinamente con una cantidad impactante de poder .... Era como una especie de monstruo. Era como si su cuerpo no tuviera ninguna l√≠nea de fondo. La √ļnica respuesta que recibi√≥ fue el zumbido de la pesada espada. Chu Yuechan oblig√≥ a su peque√Īa cabeza para buscar. Cuando vio el rostro de Yun Che, sus ojos crecieron de inmediato. Los ojos de Yun Che estaban cerrados y dos finas corrientes de sangreHerederos. La sangre tambi√©n escapaba de su boca, nariz y orejas. Goteo ... goteo ... Se o√≠an sonidos d√©biles pero intensos que emanaban de la piel, los vasos sangu√≠neos y los huesos de Yun Che . La piel de su cara, brazos y cuerpo ... se llenaba lentamente de grietas. La sangre sal√≠a de las grietas. A lo largo de unas pocas respiraciones, su rostro empez√≥ a llenarse de grietas estrechas similares. Parec√≠a tierra seca y seca ... debajo de su ropa, las grietas cubrieron el resto de su cuerpo. Debajo de su piel, sus vasos sangu√≠neos y huesos tambi√©n parec√≠an estar separ√°ndose. Usar el coraz√≥n ardiente en una situaci√≥n normal era bastante peligroso. Pero usarlo en un estado debilitado era a√ļn peor. Yun Che hab√≠a predicho que algo as√≠ suceder√≠a. Los tres movimientos que hab√≠a hecho despu√©s de usar Burning Heart le hab√≠an hecho perder toda energ√≠a y voluntad. Tal vez resultar√≠a ser su √ļltimo resplandor de gloria antes de morir. Ba-thump ... El brazo izquierdo de Yun Che qued√≥ flojo y Little Fairy cay√≥ al suelo. Entonces, Yun Che cay√≥ sobre el suelo, inm√≥vil. Ni siquiera tuvo la oportunidad de pronunciar una sola palabra a Little Fairy. "Yun Che ... Yun Che ... Yun Che!" Chu Yuechan grit√≥ tan fuerte como Ella pod√≠a y extendi√≥ la mano para tocarlo con su brazo derecho, el √ļnico brazo que pod√≠a mover. Sin embargo, ella era simplemente demasiado d√©bil. El ritmo medio que exist√≠a entre ellos era una brecha demasiado lejos para cruzar. Mir√≥ a Yun Che, que dej√≥ all√≠ una sangre inm√≥vil y hemorr√°gica, y su coraz√≥n comenz√≥ a palpitar con dolor .... Era un dolor que ella nunca hab√≠a sentido antes, mezclado con un temor profundo - temor de que Yun Che pudiera morir. Antes de darse cuenta de lo que estaba sucediendo, su visi√≥n comenz√≥ a hacerse borrosa. Este hecho llen√≥ su mente de entumecimiento y confusi√≥n, porque ... ella estaba llorando. Hab√≠an transcurrido decenas de a√Īos en los que nunca se imaginaba que llorar√≠a, sobre todo no por un hombre tan inferior a ella. Lo que no era familiar, no eran s√≥lo sus l√°grimas incontrolables, ni el dolor insoportable que le clavaba en el coraz√≥n como una flecha, sino tambi√©n un miedo profundo. Aqu√≠ estaba ella, llorando. Ella no sab√≠a por qu√© estaba llorando, o por qu√© sent√≠a dolor, o por qu√© estaba asustada .... Empez√≥ a llorar;Grandes olas ondulantes de llorar que ella no pudo evitar y no pudo detenerse. "Yun Che ... !Yun Che!" Grit√≥ ella con una voz llena de impotencia y tristeza.

> Boom !!

Sus gritos no provocaron ninguna respuesta de Yun Che. Sin embargo, en la base de la monta√Īa, los sonidos de las rocas que se derrumbaban repentinamente sonaban. El General de Piedra General repentinamente emergi√≥ de la pila de escombros. Los escombros salieron de su cuerpo mientras se levantaba una vez m√°s.

                        

Advertisement

Share Novel Against The Gods Chapter 184

#Read#Novela##Against#The#Gods#Chapter#184