Ze Tian Ji - Chapter 1025 – Trying One“s Sword (I)

Advertisement

Capítulo 1025 - Probando la espada (I)

Traducido por: Hypersheep325

Editado por: Michyrr

Un árbol había estado donde el Señor Demonio estaba parado.

El árbol ahora estaba vacío, cortado en el polvo más fino por las intenciones de la espada de Chen Changsheng y las notas cítaras del ciego cítara.

En el momento en que las notas de la cítara y los intentos de la espada descendieron, una hoja verde en la rama más alta y más delgada del árbol fue arrastrada por el viento.

Esta hoja verde cayó sobre los ojos fuertemente cerrados de la escultura de piedra junto a la puerta trasera del patio.

Ni Chen Changsheng ni el ciego jugador de cítara notaron esta estatua de piedra, por lo que naturalmente se siguió que no se dieron cuenta cuando la estatua de piedra abrió sus ojos.

Pero cuando la estatua de piedra abrió sus ojos, la hoja verde se alejó suavemente para regresar al viento.

Las orejas del cítara ciego vibraron. Con un movimiento de sus manos, desnudó la antigua cítara frente a él. Estimuló su verdadera esencia y alejó a Chen Changsheng.

No hubo ningún sonido, solo un abrupto destello de luz en la oscuridad.

Esta luz era una delgada línea de luz, como una aguja.

Esta aguja de luz viajó tan rápido que parecía luz real. Hace un momento estaba en las profundidades de la oscuridad, y ahora estaba justo en frente de la pareja.

Soplo.

La delgada aguja de luz apuñaló fácilmente la antigua cítara, penetró en el brazo izquierdo del cítara y luego desapareció silenciosamente en la oscuridad.

La cara del ciego cítara ciega se convirtió en un blanco espantoso mientras la sangre se derramaba. Sus manos se estremecieron cuando sostuvieron la cítara, aparentemente a punto de perder el control.

La delgada aguja de luz solo había dejado una pequeña marca de punción, pero al parecer había infligido terribles heridas.

Setecientas espadas aullaron cuando regresaron, protegiendo a Chen Changsheng y al ciego cítara.

Las espadas apuntaban con sus puntas hacia afuera, haciéndolas parecer una fruta que crecía innumerables espinas.

Esta era la forma más defensiva de la formación de espada South Stream Temple.

La mente del ciego ciego se relajó un poco, y ya no pudo soportar el dolor. Con un gruñido, dejó la cítara antigua.

La delgada aguja de luz solo había atravesado su brazo izquierdo, pero el Qi extraño y sagrado unido a él continuamente roía sus meridianos.

Incluso con el nivel de cultivación del ciego cítara, a solo medio paso de lo divino, incluso si usara toda su esencia verdadera, su sentido espiritual aún no podría expulsar ese Qi.

?Qué clase de Qi era esto? ?Qué era esa aguja de luz?

Los ojos de Chen Changsheng y el ciego cítara miraron más allá de la tormenta de espadas y cayeron sobre esa escultura de piedra.

Los ojos de la escultura de piedra estaban abiertos y ahora estaba de pie.

Sus ojos tenían una apatía extrema. Era un vacío de emoción, sin amor ni odio. Solo había hielo, como si este no fuera un ser vivo.

Pero el poderoso Qi en el fondo de sus ojos era tan real y vivo.

Si uno mirara más profundamente en sus ojos, tal vez uno vería una inteligencia pura. Esas fueron las leyes del mundo.

Sin lugar a dudas, esta estatua de piedra era un ser vivo real.

Pero era completamente diferente de cualquier ser vivo que haya aparecido en el continente, tanto en su método de existencia como en su origen.

El ciego cítara no podía ver su cuerpo desnudo y perfecto, ni su par de alas blancas sagradas.

Pero él podía sentir claramente su existencia.

Su rostro palideció aún más.

La estatua de piedra levantó lentamente su mano derecha.

En los sombríos confines de la oscuridad, incluso Chen Changsheng solo podía confiar en su sentido espiritual para observar el entorno.

Pero cuando la estatua de piedra levantó su mano derecha, logró sacar de la oscuridad más profunda esas astillas de luz escondidas en grietas espaciales.

Esos rayos de luz se congregaban en sus manos, gradualmente se agrupaban y tomaban forma.

Esta era una lanza hecha de luz condensada.

El ciego cítara inclinó sus oídos en esa dirección. Oyó el sonido del espacio perforado por esa luz, siendo aniquilado, pero su rostro no palideció aún más.

Él ya no estaba pensando, por lo que no había necesidad de ser cauteloso o incómodo.

Cogió la cítara con sus manos temblorosas y le susurró a Chen Changsheng: "Ve".

!Ni siquiera había sido capaz de contrarrestar esa aguja de luz, y ahora estaban frente a una lanza de luz!

Chen Changsheng entendió las intenciones del cítara.

El ciego cítara pretendía usar su propia vida para bloquear la lanza ligera y un posible ataque del Señor Demonio para que Chen Changsheng pudiera retirarse de la oscuridad.

Mientras Chen Changsheng fuera capaz de retirarse al patio, podría entrar en el centro de la gran colección del Palacio Li.

Incluso si no pudieran derrotar a estos dos poderes incomparables del otro continente, al menos podrían comprar la oportunidad de vivir, o más tiempo.

Chen Changsheng no aceptó la solicitud del ciego cítara.

En este momento, incluso más tiempo no ofrecería una mejor oportunidad de supervivencia.

Y no permitiría que el cítara ciego permaneciera aquí solo.

Él ya había hecho sus preparativos.

Sabía que cuando atacaron al Señor de los Demonios, había una gran posibilidad de que se encontraran con el segundo Ángel de la Luz Sagrada.

Esta era la escultura de piedra viviente.

Según el relato de Bie Yanghong, este Ángel gobernó el juicio, y su santo nombre era Trueno Oculto. Era aún más aterrador que el Ángel que lucha contra la gran formación del Palacio Li.

Chen Changsheng desenvainó la Espada Inoxidable y fijó la empuñadura en la funda, luego usó ambas manos para agarrar la empuñadura.

Con esta acción, también colgó la cadena de perlas de piedra en su palma en la empuñadura.

......

......

En la distancia, el Señor Demonio ligeramente frunció el ceño ante esta vista.

Él, naturalmente, sabía lo que significaba.

En este punto, todo el continente sabía que cuando Chen Changsheng juntara su daga y su funda, se convertiría en una especie de espada larga.

Esto solo sucederá cuando Chen Changsheng arriesgue su vida.

El problema era que Chen Changsheng debería haber sabido a quién estaba enfrentando.

El Señor de los Demonios sabía que Chen Changsheng lo sabía, por lo que no sabía por qué Chen Changsheng había venido a matar, o por qué insistía en quedarse en lugar de retirarse.

?De verdad creía que podría terminar con este ser poderoso del otro continente?

?Realmente pensó que en esta situación desesperada, arriesgar su vida sería de alguna utilidad?

Chen Changsheng tenía una expresión muy tranquila. No había señales de pasión o impulso.

No había atmósfera de tragedia en este patio cubierto de noche.

Él era muy consciente de los horrores de este Ángel de la Luz Sagrada.

Y por alguna razón, estos dos Ángeles fueron incluso más poderosos que cuando Bie Yanghong los había visto.

Pero aún quería intentarlo.

Al igual que Wang Po hizo en esa tormenta en la ciudad de Xunyang, cuando se enfrentó a la luz de la luna manifestada por la espada de Zhu Luo.

......

......

La mirada del Ángel era indiferente.

Trataba esa tormenta de setecientas espadas con la mirada de indiferencia.

Su mirada cayó sobre Chen Changsheng.

Sus ojos comenzaron a cambiar gradualmente.

Más cruel y cruel, más áspero y severo, más aterrador y más aterrador.

Pero aún más sorprendente fue que todas estas eran emociones.

Esto fue increíblemente raro.

?Qué había visto este Ángel en Chen Changsheng?

?O era que había sentido algo en el cuerpo de Chen Changsheng?

Sílabas extremadamente arcaicas y extrañas emergieron de los labios del Ángel.

Fue como un trueno en el cielo.

Cuando escuchó esta voz, la tez del Señor Demonio se volvió bastante extraña.

Lo mismo hizo Chen Changsheng.

Las leyes del mundo no necesitaban traducir.

Él vagamente entendió el significado del Ángel.


Advertisement

Share Novel Ze Tian Ji - Chapter 1025 – Trying One“s Sword (I)

#Read#Novela#Ze#Tian#Ji#-#Chapter#1025#–#Trying#One“s#Sword#(I)